image

Ni más cerca ni más lejos… en la otra punta del Planeta Tierra… ahí estamos… vayamos hacia donde vayamos a partir de ahora… comienza nuestra vuelta…

image

… La Península Ibérica está en las antípodas de Nueva Zelanda o viceversa, como usted prefiera. Lo que quiere decir que si haces un agujero desde tu casa, pasas por el centro de la tierra y sigues recto sin desviarte, es posible que te encuentres a alguien que te habla en un inglés que te va a costar horrores entenderlo.

image

Llegamos el 2 de noviembre a Christchurch, la ciudad más grande de la Isla Sur. En el mismo aeropuerto, como María ya me había contado, montamos las bicis en el lugar preparado para ello… un lujo destinado al gran número de alforjeros que visitan el país.

image

Christchurch es conocido por el terremoto de 6.3 grados que sacudió la ciudad en el 2010 y que provocó la muerte de 181 personas, pues los edificios no estaban preparados para soportar este tipo de temblores.

image

Todavía se sienten por toda la ciudad las consecuencias de la sacudida. Muchos edificios aún se están demoliendo, otros reconstruyendo y todavía hay algunos apuntalados, a la espera del dinero que tiene que llegar de las compañías de seguros.
Algunos negocios decidieron no esperar y se han inventado otras maneras de seguir con vida, abriendo los establecimientos en contenedores.

image

Estábamos con ganas de montar en la bicicleta y empezar a disfrutar de los colores y olores que te ofrece la primavera. Y sí, hemos podido sentir esta “loca” primavera con mucha fuerza. Ha sido la primavera más lluviosa, fría y ventosa de los últimos años…

image

Según nos han contado, el culpable de todo es el de la foto de arriba: “El Niño”. Parece ser que este año estamos viviendo un cambio de ciclo de la metereología.

Es muy famosa en Nueva Zelanda la frase que dice que en un mismo día puedes sentir las cuatro estaciones, pero nosotros hemos tenido la sensación de haber sentido ocho diferentes en 24 horas.

image

Este día el sol fue nuestro compañero y pudimos disfrutar de unas increíbles vistas de la cordillera, también llamada Alpes, que cruza verticalmente la Isla Sur. Fue el momento en el que María se reconcilió con esta parte del Planeta y pudo incluir en su memoria cielos azulados con montañas nevadas, junto con esos días de lluvia continua que no le dejaron ver ni una ladera hace 8 años.

image

Los alrededores de los lagos Pukaki y Tekapo te invitan a disfrutar de la naturaleza, ya sea caminando, ciclando o simplemente descansando.

image

Su nombre es Mt Cook o Aoraki, en maorí, y con sus 3754m es el pico más alto de Nueva Zelanda. Fue un placer poder ciclar el camino que llega hasta sus faldas con buen tiempo, aunque los últimos 30km tuvimos que luchar con fuerza contra Eolo, el Señor de los Vientos. Aunque no es una montaña muy alta y técnicamente no tiene mucha dificultad, su ascensión es complicada por los bruscos cambios de tiempo de la zona. Más de un himayalista ha tenido que intentarlo varias veces para hacer cima.

image

En Nueva Zelanda son muy famosos los glaciares. Mucha gente gasta muchísimo dinero en observarlos y visitarlos en helicoptero. Nosotros también pudimos gozar de su presencia montados en las bicicletas. Es increíble sentir su fuerza tan cerca del mar y a escasos 1000m de altura.

image

Aquí tenéis un ejemplo de las “8 estaciones”: entre la foto de arriba…

image

… y esta otra, sólo hay 180 grados de diferencia y los segundos necesarios para completar el giro captar la imagen. Después de una prueba de fuego para nuestra usada tienda, 24 horas de fuertes lluvia y viento, salimos huyendo dejando atrás al Aoraki sumido en las tinieblas… Tuvimos la certeza de que el valle de Mordor realmente existe.

Pero no penséis que la primavera sólo nos trajo lluvia y viento… Además de respetarnos mientras andábamos en bici, nos ha regalado momentos llenos de mucha vida…

image

Y tú, ¿de dónde eres? De Hei Hei, el pueblo más feliz de Nueva Zelanda. ¿No te gustaría ser de aquí para poder responder siempre así?

A los Kiwis, los habitantes de Nueva Zelanda, si hay algo que les gusta son los coches antiguos. Hemos visto cientos de ellos y en algunos casos los utilizan todavía como primer coche.

image

No estaría mal que siguieran usando sólo este tipo de coches para ir un poco más tranquilos. Después de cruzar un montón de países durante los últimos dos años y medio, en ningún lugar hemos sentido tanto peligro como en estas carreteras. Es verdad que la mayoría son estrechas, pero eso no quiere decir que no nos tengan que respetar. A parte de la velocidad, infinidad de veces hemos sentido el coche, furgoneta, camión o autobús, muy muy cerquita de nosotros. Tomad la foto de arriba como ejemplo para haceros a la idea de que en el gobierno tampoco hay mucha conciencia: justo antes de una señal que te advierte de una escuela,¡te permiten tomar la curva a 95km/h!

image

En el idioma de los maorís, Aotearoa significa “larga nube blanca”. Los que llegaron desde la Polinesia hace 1200 años a estas tierras deshabitadas, lo tuvieron fácil a la hora de buscar el nombre…

image

En la Isla Sur no es fácil sentir la cultura Maorí ni encontrarte con ellos. Mayoritariamente viven en la Norte, en las grandes ciudades o en el este de la isla donde todavía algunas comunidades viven muy unidos a su cultura, costumbres e idioma. Es imposible llegar a Nueva Zelanda, despúes de haber estado en Australia, y no hacer una comparación entre las dos sociedades indígenas y darte cuenta que la diferencia socio-economico-cultural no tiene nada que ver una con otra. Aquí se siente que hay un respeto hacia la cultura Maorí y, aunque tengan sus dificultades (situación que se da en todas las sociedades donde una mayoría tiene el poder ante una minoría que piensa y siente diferente), no es nada comparable con lo que están viviendo los Aborígenes Australianos.

image

En muy pocos kilometros tienes la posibilidad de sentir un gran abanico de paisajes diferentes.

image

No hace falta pedalear mucho para estar rodeado por un paisaje marrón y sin vegetación a sentirte en medio de praderas tintadas de color verde.

image

Existen días que sin comerlo ni beberlo son especiales. Este día llegamos al punto más meridional de la Tierra donde hemos estado. Se cumplían 5 años desde la muerte de la madre de María y, causalidades de la vida, nos dimos cuenta de que llevabamos 2 años, 2 meses, 2 semanas y 2 días de viaje… Un punto de inflexión, un punto en el que entró en nosotros, instaurándose bien dentro, la sensación del que inicia la vuelta…

image

Ha habido algo que ha hecho que no nos sintamos cómodos. Casi toda la tierra está llena de pastos para los animales, lo que quiere decir que todo está protegido con vallas. Sólo el 5% de Nueva Zelanda es bosque autóctono. Si a esto le añadimos que, según en qué zonas, es imposible encontrarte con los locales y que la oferta publica y privada de campings y alojamientos es muy muy extensa, provoca que los Alforjeros nos quedemos bastante colgados al buscar un sitio para poner la tienda y estar tranquilitos. No es extraño ver carteles como “No free camping” o “Keep out, trespasser will be persecuted” por todas partes. Es lo que tiene el ciclar por países que son muy muy turísticos y como decía aquel, “Money is money, my friend”.
Menos mal que todavía hay gente que piensa diferente y te regala momentos donde el dinero ni se nombra. Por ejemplo, podeis ver en la foto de arriba que alguien ofrecía su tierra particular para dormir gratis con la tienda o la caravana.

image

Existen los campings del gobierno, la mayoría bastante básicos, pero muy baratos y situados en sitos increíbles… aunque la mayoría de las veces tienes que compartir el momento con millones de “sandflies”, unos mosquitos minúsculos a los que les gusta la sangre más que a nosotros el chocolate.

Una vez más hemos tenido el lujo de compartir momentos extraordinarios con nuestros amigos de Warmshower. Ha sido un placer poder empaparnos de cómo viven por estas tierras y saber más de su sociedad y forma de ver la vida. ¡Muchas Gracias!

image

¿Sabéis cuál es el precio de cruzar un arco iris con la bicicleta?… Pues que te tienes que mojar… ¡qué bueno, qué bueno!

Si crees en la reencarnación y te conviertes algún día en oveja, pide que te traigan para estas tierras, es el paraíso. Nosotros lo tenemos clarísimo.

image

¿Pensaran que es diferente? ¿Pensará que es diferente? ¿Pensará que son diferentes?

image

En Nueva Zelanda es muy famosa y apreciada la lana de la oveja merina. Original de la Península Ibérica, produce una lana de muy buena calidad, que se esta usando cada día más en la industria textil por ser una lana muy caliente que se seca rápido y que “repele” con gran facilidad los olores corporales. Nosotros la hemos estado usando hasta ahora y damos fe de ello.

image

Entre Te Anau y Queenstown coincidimos con Vera y Aline. Ellas estaban de luna de miel y ciclamos unos días juntos por sitios increíblemente bonitos y especiales.

image

Otra vez pudimos sentir la magia de viajar en bicicleta sin asfaltar y sin tráfico…

image

… aunque tuvimos que mojar un poco los pies en aguas congeladas… ¿Qué importa si lo estás disfrutando como un niño?

image

¿Malasia, Tailandia? No, no, es Punakaki en la costa oeste. Sitio completamente diferente al resto de la Isla Sur… otro regalo.

image

El lago Roititi también nos regaló una agradable sorpresa. Esti y Raul, de Euskal Herria, estaban de luna de miel, viajando en furgoneta y disfrutando de todos los trekking que podían. Jon, amigo del trabajo, les había hablado de nosotros, enseñado fotos y dejado un encarguillo… encontrarnos… Y, como el mundo es un pañuelo, ¡nos encontraron!

Como hemos dicho al principio, Nueva Zelanda es un lugar que atrae a un montón de cicloturistas con ganas de disfrutar de sus paisajes y de su tiempo loco… estadounidenses, tailandeses, escoceses, belgas, alemanes, ingleses, kiwis,… Podría considerarse a este país, las Naciones Unidas de los Cicloturistas.

image

La Madre Tierra nos tenía guardados cuatro días perfectos para despedirnos de la Isla con una gran sonrisa en nuestra bocas y una gratitud desbordante en nuestros corazones.

image

En algunos momentos pensamos que estabamos en el altiplano boliviano…

image

 … y en otros momentos nos vimos una vez más disfrutando de la Pamir en Tajikistan.

image

 Y al final llegó el día para cruzar a la Isla Norte. El día de reencontrarnos con Mehdi y Raha, ese día que veíamos muy lejano desde Tailandia, cuando decidimos continuar por esta parte de la Tierra. Allí en el puerto de Wellington vimos a Mehdi, con su sonrisa contagiosa y sus andares, y a Raha, que no pudo esperar en casa para darnos un abrazo de los que te hacen saber que has llegado a casa.

Por si alguno no recuerda, Mehdi, amigo de Laura y Aitor, nos organizó el viaje cuando nuestros padres nos visitaron en Irán. Desde el primer minuto supimos que la familia había crecido y que teníamos un hermano más.

Cuando nos despedimos de Medhi en Irán, estaba preparando las maletas para empezar una nueva etapa de su vida en Nueva Zelanda junto a Rahau. Y, sincronicidades de la vida, hemos tenido el lujo de formar parte de la familia presente durante la boda y más…

… de nuevo nos sumergimos en Irán… La mesa se llena de ricas y abundantes comidas, mientras el sonido del Farsi nos reconforta y nos hace recordar los buenos momentos que pasamos en tierra persa.

image

El Fin de Año lo pasamos en casa, con la Familia y con Raquel y Rodrigo… Os refresco la memoria de nuevo… Los dos asturianos que conocimos cerca de Uluru, en el corazón de Australia, que trabajaban en Sidney y que estaban pensando en comenzar un viaje… Pues eso han hecho, se compraron las bicis y todo el equipo y se han lanzado a esta nueva vida… Les seguiremos la pista…

image

Y mientras llega el día para comenzar nuestra siguiente etapa, disfrutamos de cada momento. Hemos estado en casa de Mike y Marlene, para descongestionar un poco la de Mehdi y Raha, donde poco a poco ha ido llegando más familia para la boda. Celebramos la boda, tan esperada, en un día soleado en un bonito jardín. Hemos cuidado de la casa de Ursula y Marco, escuchando el mar y casi tocándolo desde el salón, mientras leíamos, escribíamos, estirábamos, hablábamos, planeábamos y desplaneábamos… El 25 de enero fue el cumpleaños de Zigor y lo celebramos en el jardín, con nuestra familia iraní, Amaia, nuestra amiga del País Vasco que vivía en Melbourne, y Guillaume, un joven francés.

image

¡Gracias a la vida por ser tan grande!

¡Que seáis felices siempre y descubráis la magia!

Anuncios

Comentarios en: "AOTEAROA: Tan Lejos y Tan Cerca" (23)

  1. ANTONIO dijo:

    Felicidades amigos , muchas gracias por estar ahi y compartirlo con nosotros !!

  2. Pues FELIZ CUMPLEAÑOS BOMBÓN !!!!! ¿Próxima etapa???? Os quiero una jartá 😉

  3. celia dijo:

    Holaaa!!!! Y feliz cumpleaños zigor!!! Llevaba dias queriendo escribiros!!! Cómo nos hacéis soñar a todos y sentir q tenemos q ser valientes y lanzarnos al vacío!!!! Y…. por fin lo conseguí aunq tal vez no con tanta aventura como son las bicis… Estoy con rufo en México desde hace una semana. Estamos esperando q llegue la furgo q mandamos desde España en barco. Bueno, la furgo ya está aquí. Rufo está ahora con los trámites d aduana para sacarla del puerto. Y con suerte esta tarde salimos rumbo a donde nos lleven las ganas!!! A escalar, surfear, bailar…. y hacía Sudamérica poco a poco!!!!!!! No teneis plan d cruzar para acá????? Ojalá!!!
    Un beso enorrrrrme!!!!!

  4. Txistu dijo:

    Txorixonak, Punishment!! Ea itzulia joana moduko politta dan. Besarkada potolo bana

  5. Como siempre ensimismado con vuestros relatos…
    Gracias!! (Por partida doble…)

  6. Gema Serrano dijo:

    Por fiinnn noticiassss!!! Me encantaaa cada vez más!! Y ahora el camino de vuelta!!! Me parece mentira, espero que en esa vuelta este el Sur del Sur para veros!! Mucho ánimo chicos!! Muuaaakkk!!! =)

  7. Tamara Espinosa dijo:

    Que alegria tener de nuevo noticias tuyas y chicos por aki se os espera con los brazos abiertos, hacednos una visitilla y no os olvideis de los de por aqui abajoo!! muchisimos besos y buen viajeeee!!! =)

  8. Hola amigos, que hermosas fotos. Es increíble! habeis hacido un viaje fabuloso. Puedo decir que completais vos viaje en estilo. Gracias por compartirlo de este manera. Sois genial. Merci y haste proxima ! Rémi

  9. Sonia Ocaña dijo:

    Que la vuelta sea rápida que yo ya echo de menos esa guitarrita ehhhh…… que ya va siendo hora de una sesión de música sureña de las nuestras y viniendo de ti Zigor traerás aires musicales nuevos y estoy deseando escucharlos. A disfrutadlo chicos un beso muy grande, espero veros pronto.

  10. INMA Y MIGUEL dijo:

    Los del sur tampoco nos hemos olvidado de vosotros. y aunque nos morimos de envidia por no ser nosotros quienes relatemos ese maravilloso viaje, no vemos el dia que podamos volver a veros, abrazaros y besaros.

  11. Virginia Ainsa dijo:

    gracias por compartir esas preciosas fotos y aventuras me habéis hecho volver a esas hermosas tierras. Seguir disfrutando!!!! Virginia

  12. Josefo dijo:

    Muy bien. Os agradería que colocárais un mapa que mostrase el recorrido. Muchas gracias. Josefo desde el centro de España.

    • Hola Josefo…también eres amigo de Jordi y Marc…que bueno…a la derecha del blog puedes ver un mapa con el recorrido realizado…que tengas un gran día…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Nube de etiquetas

A %d blogueros les gusta esto: